Login

Usuario
Password *
Recordarme

Crear una cuenta

Los campos marcados con un asterisco (*) son obligatorios.
Nombre
Usuario
Password *
Verificar password *
Email *
Verificar email *
Captcha *
NnQ0ZGxtNGo3ZnZ0cWFiYWhsc2M5dHVkZWkxNTQyNDcxMzIy
Reload Captcha

Poemas (956)

Día de fiesta   Hoy es día de fiesta La onomástica de la Inmaculada se celebrará, En honor a ella, en la pequeña ermita del pueblo, a las diez de la mañana, el párroco una misa oficiará Para dicha ocasión, las devotas del pueblo, el pequeño santuario, lo han adornado el día anterior
Tres campanadas   Suena la campana ha llegado la mañana y lo sé, porque ha tañido una sola vez cuando vuelva a sonar el número doblará esto nos indicará que, el día ha llegado a su mitad cuando vuelva a repicar el número, se habrá triplicado y con esos tres repiqueteos nos estará notificando que, el día ha finalizado y que, con su fin la noche, está llegando
Trillada y aventada   Primero, fue semilla luego, sementera y más tarde, se segó a la era se llevó allí, se trilló y se aventó y, por último la cebada en el silo, se guardó
Tronando   Hay nubes negras en el cielo el sol, detrás de ellas, escondido está los truenos, comienzan a tronar y los relámpagos, no dejan de alumbrar no falta mucho para que, comience a diluviar lo mejor será que en casa, me quede resguardada si no quiero, ponerme de agua calada
Tú blanco tutú   Sobre el cielo azul se pasean las nubes blancas y lo hacen con tanta elegancia que me recuerdan, a cuando tú bailas y llevas puesto tú blanco tutú y que con tus suaves movimientos este se refleja en tus ojos, tus ojos, de color azul
Tu musa y tú   Cuando te sientas abatido cuando creas que todo está perdido cuando tengas dudas, en querer seguir vivo, o dejarte morir   Cuando pienses que estás solo porque, no ves a nadie junto a ti imagina, que hay alguien ahí que no solo está acompañándote sino que, está dentro de ti   Ese alguien, no es otra que una musa y esa musa, es la musa, que habita dentro de ti tal vez, haya llegado el momento de liberarla   Ya liberada tu musa déjate por ella influir ya que será ella la que fluya a través, de ti   Cuando tu musa haya fluido tu abatimiento, en fortaleza se convertirá y a ti mismo, de…
Tunera   Tunera o chumbera tunos, higos picos, higos picones o higos chumbos rojos, blancos o indios llámalos como quieras pero, si al cogerlos no tienes cuidado con sus pinchos, tus manos te pincharás y daño con ellos, te harás
Un centro comercial   Unos que entran, otros que salen unos que suben, otros que bajan unos que compran, otros que miran unos que hablan, otros que callan unos que están acompañados, otros que están solos pero, todos en el mismo lugar en un centro comercial el único de toda la ciudad
Un invernadero   Un invernadero al solajero, está protegido y es solariego está cuidado y no le falta riego huele a huerto y también, a naturaleza
Un paraguas a mano   He mirado al cielo lo he visto negro está encapotado de nubes negras cargado estas amenazan con un chaparrón con fuerza diluviar y mucha agua descargar   La quinta esencia, es estar preparado puedo hacer dos cosas una, quedarme en casa la otra, tener un paraguas a mano por si tengo que salir a algún lado y no quiero terminar calado
Un pato y un cisne   Nadaba un pato río abajo cuando de pronto, se encuentra con un cisne el cual, nadaba en sentido contrario del mencionado pato Dónde va río abajo señor pato pregunta el cisne al pato Voy a nadar un rato le contesta el pato, al cisne señor pato, y no le da lo mismo, nadar río arriba Señor cisne, yo vengo de río arriba y el paseo, lo voy a dar río abajo señor pato, y no podría usted, dar su paseo por terminado lo digo, porque si es así usted tendría que regresar río arriba y entonces, los dos podríamos hacer el recorrido juntos qué le parece De acuerdo señor cisne, daré la vuelta y…
Un trozo de vela   Ese relato que, tienes en tus manos está escrito, de mi puño y letra con un trozo de carboncillo afilado en piedra escrito, en las noches de tormenta alumbrándome, con un trozo de vela
Una caña improvisé   Con un palo, improvisé una caña Con una cuerda, improvisé un sedal Con un clavo, improvisé un anzuelo Con un trozo de jamón, prepararé la carnada Y con toda esa improvisación, me fui a la orilla de mar para ver si con mi caña, mi sedal, mi anzuelo y mi carnada, todos ellos improvisados podía pescar algún pescado Ya en la orilla del mar eché un vistazo, busqué una roca y encima me senté, ya sentado, mi primer lance realicé y rápido me sorprendí pues a los pocos minutos mi recompensa adquirí Entonces, comprobé que, a veces, es más importante el ingenio que los bienes que tienes
Una estrella cogeré   Al cielo subiré una estrella cogeré y cuando baje con ella en señal de mi amor a ti te la entregaré
Página 1 de 69
© 2015 RecetasyPoemas.com. Disfruta de mi web tanto como yo lo he hecho a la hora de redactar o cocinar.

Please publish modules in offcanvas position.